John McEnroe y una vida de película

Con un carácter indomable y un tenis privilegiado, el neoyorquino dio qué hablar en una carrera problemática y exitosa. El duelo del siglo frente a Borg y su rechazo contra los árbitros, contextualizan una vida de película.

John McEnroe es sin lugar a dudas el jugador más controversial que ha tenido la historia del tenis. El enérgico temperamento y la vehemencia para sentir el deporte, le trajeron innumerables inconvenientes dentro de la pista, que fueron desde multas hasta descalificaciones (fue eliminado del Abierto de Australia en 1990 por intimidar a una jueza de línea, entre otras cosas). El estadounidense, sin embargo, cuando los nervios no se salían de sus casilleros, demostró ser un jugador brillante y admirable, esos que perduran durante la eternidad y que hicieron del tenis un mundo mejor.

Desde el fondo de la pista, el nacido en Wiesbaden (Alemania) no lucía como otros jugadores pero mantenía una consistencia formidable que luego hacía valer tomando la red, donde se sentía como pez en el agua y marcaba claras diferencias con la media. Irrumpió en el circuito a los 18 años, cuando ingresó al cuadro principal de Wimbledon 1977 a través de la clasificación y sorprendió a propios y extraños metiéndose en semifinales (perdió con Jimmy Connors), hecho que nadie había alcanzado hasta ese año.

Fue un hombre de pocas pulgas y muchos títulos, incluidos siete Grand Slam en singles (tres Wimbledon y cuatro US Open), ocho en dobles y un sinfín de conquistas a lo largo de su carrera, que finalizó en 1992 y tuvo un fugaz regreso en 2006, ya a sus 47 años. Sumando ambas modalidades, el norteamericano cuenta con un total de 147 trofeos, marca inigualable por ningún otro tenista. McEnroe era dueño de un tenis espectacular que lo llevó a la cima del ránking por primera vez en 1980 (estuvo 170 semanas) pero su carácter excesivo y reprochable, que se ponía de manifiesto contra los umpires, jueces de líneas y hasta con los rivales, generó un rechazo generalizado en el mundo del tenis.

 EL PARTIDO DEL SIGLO

En 1980, McEnroe derrotó a Jimmy Connors en la semifinal de Wimbledon –en un partido recordado por sus gritos y por los abucheos del público-, y se clasificó para la final del torneo. En esa instancia se topó con Bjorn Borg, con quien protagonizó un duelo tan dramático como sensacional que fue catalogado como “el partido del siglo”. El sueco fue quien terminó festejando tras un compromiso genial que se definió en el quinto parcial. Ese encuentro, dio inicio a una batalla prodigiosa entre estos dos carismáticos del deporte.

Borg y McEnroe en la final de Wimbledon 1980. FOTO: ABC.

La Copa Davis también marcó a esta leyenda norteamericana: se convirtió en el jugador más ganador de su país, ganó cinco títulos y formó parte del llamado «Equipo de los sueños», el cual compartía con Pete Sampras, Andre Agassi y Jim Courier. Además, una vez retirado, se transformó en el capitán del equipo en 1999 pero tan solo duró un año y dos meses y dejó el cargo porque no estaba a gusto con algunas reglas del torneo. Su lugar fue reemplazado por su hermano Patrick.

«Big Mac» fue un jugador especial y su carrera -como su vida en general- se tornó bastante impredecible. En 1986, después de haberlo ganado todo, decidió tomarse un descanso de 6 meses y en ese corto período contrajo matrimonio con la actriz Tatum O’Neal, con quien tuvo tres hijos y terminaría divorciándose seis años después, envuelto en un problema familiar y de drogas. Su regreso al circuito no fue el mismo y su tenis rápidamente comenzó a desfigurarse.

Finalmente, en 1992, el legendario estadounidense decidió ponerle punto y aparte a su carrera tenística pero siguió disputando torneos en el tour seniors y tras obtener buenos resultados, en 2006, retomó al dobles profesional (jugó dos torneos). Ya desligado del tenis, condujo realitys de televisión, se interiorizó en el mundo de la música (se casó con la cantante Patty Smyth y tuvo dos hijos), aportó sus conocimientos para la BBC en Wimbledon, trabajó como comentarista en Eurosport y actualmente se desempeña la cadena estadounidense ESPN.

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *